Kiko Rivera acude a comisaría para denunciar una estafa

A través de Instagram Kiko Rivera nos ha sorprendido con una serie de fotografías de una conversación de WhatsApp donde “alguien” se hacía pasar por parte de su equipo de trabajo, más exactamente por la persona que se encarga de conseguir bolos para Kiko. La intención era estafar a las salas poniendo un caché de 800 euros para las actuaciones del famoso.

Obviamente, Kiko ya ha puesto en conocimiento de las autoridades correspondientes dicha estafa y ha solicitado también a través de sus redes a todos los empresarios susceptibles de caer en las garras de este personaje que se anden con cuidado y que lamenta profundamente si alguno ya ha sido víctima de esta estafa. Confirma que él y su equipo no tienen nada que ver con él.

Ha sido el mismo Kiko Rivera, que tras hacerse con el número de teléfono del timador, ha mantenido una conversación vía WhatsApp con él haciéndose pasar por un interesado. Kiko ha estado listo pillando con el carrito del helado bien pillado al tramposo cuando este le ha pedido una serie de datos (los típicos que se piden en este tipo de contrataciones, nombre de la sala, horario, aforo, etc) y él le ha dicho que le pase un borrador con lo que tendrían pensado hacer y cómo organizarían todo antes de nada para hacérselo llegar a su jefe y ver qué opina. Ahí el truhán ha empezado a ponerse nervioso, y negándole tal borrador a Kiko le ha dicho que se decida rápido y poco menos que se deje de tonterías o lo dejaban.

Kiko Rivera tampoco se ha cortado un pelo a la hora de hacer público el número de teléfono que emplea dicho estafador o estafadores, pidiéndoles a todos sus seguidores “freírlo a llamadas”. Pero quizá no ha sido la mejor decisión teniendo en cuenta lo candente que está todo el tema de la protección de datos, por no mencionar que «destapar» públicamente la estafa posiblemente impida que las autoridades cacen al sospechoso.

Por el momento no sabemos nada más del tema, pero puesto que ya está todo el tinglado en manos de la justicia imaginamos que a estas horas ya le han cortado las alas al pajarito (salvo si ha volado debido a lo que comentábamos).

Compartir en Google Plus

Acerca de Justo

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios