Las Campos están aisladas por propia voluntad

No hay duda de que las Campos están aisladas, y no es de extrañar dados los acontecimientos de las últimas semanas. Está claro que a estas tres mujeres no les dan un respiro.

Teresa Campos ya dejó claro que no lee ni ve nada de lo que se pueda hablar sobre ella en la televisión o en las redes porque sería malísimo para su salud, tanto física como mental, tener acceso a tanta información falsa o irrelevante e incluso tiene aleccionados a sus más allegados para que si tienen algo importante que decirle no lo hagan a través del móvil. De este modo se ahorra mal-interpretaciones y disgustos.

Sus hijas Carmen Borrego y Terelu Campos no se quedan atrás y aseguran que ese aspecto de sus vidas lo llevan al igual que su madre: bloqueado. En sus teléfonos móviles no dan cabida a las redes sociales ni a nada que pueda desestabilizarlas por comentarios fuera de lugar o titulares erróneos, como es el caso del titular que llevó al equívoco a muchísima gente sobre la muerte de María Teresa campos y del cual Terelu se enteró a través de un amigo y periodista. Probablemente este el detonante para que las hijas de María Teresa hayan apostado también por esta fórmula de no redes ni titulares y de este modo tratar de encontrar algo de paz en medio de toda la tempestad que llevan semanas soportando.

«Ojos que no ven, corazón que no siente». Ese es el lema que se ha establecido en el clan de las mujeres Campos y que tal como está el patio estamos seguros que van a grabarse a fuego hasta el fin de los días y más allá. «Más vale tarde que nunca» también sería un acierto aplicarlo a las Campos, que parece que por fin ya llevan bien aprendida la lección, algo que nos alegra mucho, puesto que tampoco queremos ver nosotros ni salud física o mental damnificada por absurdeces de la red.

Compartir en Google Plus

Acerca de Justo

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios